Connect with us

¿Hola, Qué estás buscando?

Rumores en River

¡Se viene el nuevo Monumental! Ya se conocen las obras que se realizarán en la segunda etapa del proyecto

River se prepara para la vuelta al público y ya planea la remodelación.

Monumental
Fuente: River Plate

Luego de mucho esperar, el fútbol argentino podrá volver a contar con público en sus estadios, noticia que alegró a absolutamente todos los hinchas. A partir del 1 de octubre, los simpatizantes riverplatenses podrán retornar al Estadio Monumental para alentar al equipo de Marcelo Gallardo. Tras un año y medio de ausencia, todo parece regresar a la antigua normalidad.

Pero, además, aquellos que digan presente en el Antonio Vespucio Liberti se encontrarán con un recinto renovado. Resulta que, durante la pandemia, River llevó adelante la primera etapa de un ambicioso proyecto de remodelación y modernización de su casa. Y con aquella fase del proceso ya finalizada, desde la dirigencia apuntan a comenzar la siguiente.

¿Qué se hará?

Y si bien todavía no hay fecha definida para que las obras tengan inicio, los planos ya están finalizados. La principal modificación será la ampliación de las tribunas en donde por el momento se encuentran las lonas negras. Pero, además, cambiará la disposición de las plateas, ya que estas pasaran a ser en todo el anillo superior del estadio, mientras que las populares se ubicaran en las partes bajas de la cabecera.

De tal forma, la capacidad total del Monumental será de 81 mil personas, convirtiéndose así en el recinto de mayor aforo de todo Sudamérica. Y justamente, en línea con dicha modificación, se cambiarán las butacas de madera en su totalidad, algo que viene siendo reclamado por los hinchas hace un largo tiempo. Sin embargo, antes de ello, el Antonio Vespucio Liberti pasará por una etapa de pintado e impermeabilización.

Pero, además, habrán nuevos palcos, ampliación del estacionamiento, y algunas obras más. En total, se especula que la finalización demoraría aproximadamente un año, pero tiene el beneficio de que el equipo no tendrá que mudar la sede. ¿Y cómo se costeará? Mediante la venta de abonos y el intento de un naming, algo que se ve cada vez con mayor frecuencia en el deporte.